miércoles, 17 de octubre de 2012

Especialistas de distintos países latinoamericanos compartieron su visión sobre la discriminación de la mujer y la igualdad de género

  • Las distintas experiencias se encaminan a promover la defensa de las mujeres y acciones que permitan acortar las brechas de género en términos económicos, políticos y sociales.
Con una nutrida tarde de conferencias se cerró ‘Poder: la mujer como motor de crecimiento e inclusión social’, evento internacional que, como parte de la Semana de la Inclusión Social, resalta el rol protagónico de la mujer como SOCIA del desarrollo y la inclusión, especialmente en los países de América Latina.
La tarde se caracterizó por la discusión de temas como la inclusión financiera de la mujer, el acceso al capital, las barreras a oportunidades de empleo, modelos de financiamiento para MYPES y la igualdad de género.
Justamente este último tema fue abordado por especialistas y autoridades políticas de distintos países, como la Primera Dama y Secretaria de Inclusión Social de El Salvador, Vanda Pignato, la Ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables del Perú, Ana Jara, y el Secretario General de Planificación y Programación de la Presidencia de Guatemala, Luis Fernando Carrera.
Carrera resaltó la doble dimensión de los derechos de las mujeres indígenas en su país. Una en su condición de integrantes de un colectivo, el indígena, derechos que a su criterio se deben respetar por ser la comunidad más vulnerable de su país y, otro, por su condición de mujer que muchas veces es discriminada.
Por su parte, la Primera Dama salvadoreña compartió el ejemplo del programa Ciudad Mujer. Según recordó, la implementación de estos programas significó romper con la práctica del asistencialismo puro, de un enfoque hacia la mujer inspirado en la piedad y la limosna ejercido tradicionalmente por las primeras damas de su país. “Ciudad Mujer es una política pública que refuerza la idea de que todas las mujeres salvadoreñas son sujeto de derechos y, desde allí, permitir el recorte de las brechas de desigualdad y discriminación”.
En tanto, la Ministra peruana resaltó la implementación de los Centros de Emergencia Mujer en las ciudades, pero también en las zonas fronterizas del país, donde se concentran mujeres rurales históricamente excluidas de servicios específicos para ellas. “Existen tres acciones fundamentales en estos centros. El fortalecimiento de las autoridades, la sensibilización de la población sobre la violencia de género y la práctica de la protección de la mujer accionando su defensa en temas como la prevención y la justicia”.
La Semana de la Inclusión Social – SOCIAS es un evento organizado por el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social y forma parte de las celebraciones por el primer año de creación de dicha cartera.
Lima 16 de octubre de 2012
Oficina General de Comunicaciones
Publicar un comentario